Segunda B 19/20

Otra gran oportunidad

| Palma |

Valorar:
preload
David Haro intenta controlar el balón ante la presión de un adversario e un reciente encuentro.

David Haro intenta controlar el balón ante la presión de un adversario e un reciente encuentro.

01-12-2019M.À. Borras

Unos lo llaman partido trampa, otros simplemente recelan de los colistas, pero las visitas a los últimos clasificados siempre están envueltas de cierto temor a no fallar más que nada por las consecuencias que ello pueda tener. Hoy el Atlético Baleares afronta uno de esos encuentros con cierto tinte de choque peligroso. Se mide al último de la tabla, el Sanse (12:00 horas) en Municipal José Luis de la Hoz con el objetivo de sumar tres puntos que le permitan mantenerse en lo alto de la tabla y abordar el liderato a la espera de un tropiezo del Atlético. El conjunto rojiblanco juega este domingo en Las Palmas.

Llevar a cabo un ejercicio comparativo de lo que ha hecho hasta ahora el equipo madrileño y el balear refleja perfectamente lo que ha conseguido uno y otro por ahora y el potencial también de ambos conjuntos. Mientras que el Sanse dibuja una clara línea descendente con solo 17 puntos gracias a sus 5 triunfos y 2 empates, el ATB por su parte va lanzado hacia el playoff y ofrece números de campeón con 42 puntos conseguidos tras 15 victorias y 3 empates. Ahora bien, hoy sobre el campo madrileño las estadísticas poco o nada va a contar porque en noventa minutos puede pasar cualquier cosa y en esta categoría, como dijo en su día Manix, si levantas un segundo el pie del acelerador el rival «te pinta la cara» sea quien sea.

Necesidad

En este escenario que combina el respeto deportivo y la necesidad de no fallar en el campo del colista, el ATB busca un triunfo que le mantenga en lo alto de la cima y le vuelva permitir celebrar un triunfo fuera de su estadio.

Los números estos últimos meses fuera de cada demuestran que existe un déficit de puntos cuando el conjunto isleño salta el charco. El último triunfo está localizado en Eivissa (0-1) en octubre. A partir de ahí ha encadenado tres derrotas (Las Palmas, Marino Luanco y Getafe) y dos empates contra Melilla y Atlético. Resulta evidente penar que, de los equipos que están arriba que suelen exhibir una fortaleza notable en casa, el que menos falle fuera se acomodará en el liderato y eso es precisamente lo que quiere el ATB, mejorar fuera para abordar de nuevo la primera posición.

Sin embargo, esto es muy largo y ser primero no garantiza el ascenso y tampoco ser ahora líder te da nada. Lo importante es estar siempre ahí en la lucha y en este sentido el Atlético no falla y hoy lo que toca precisamente es no fallar.

Llegados a este punto, con el mercado de invierno cerrado, el club ha tratado de equilibrar la plantilla y dotarla con tres elementos que puedan aumentar el nivel de competitividad delante y fortalecer al equipo casi más con vistas al playoff que de cara a las inminentes semanas. Los hermanos Samuel y Armando (solo el último está disponible) y Lekic tienen que mejorar las prestaciones del equipo en la línea ofensiva, pero como bien recordó el entrenador del ATB, por el momento las cosas se han hecho bien, el equipo ha dado la cara y seguir en esta línea es la gran exigencia de este campeonato y de las circunstancias que rodean al grugo. Tampoco hoy está Jorge Ortiz.

El choque de hoy ante el Sanse es a priori el más fácil de los tres próximos encuentros que se avecinan. El domingo que viene visita el Estadi el Pontevedra que es noveno y posteriormente se viaja al campo del cuarto clasificado, el Coruxo. No se trata pues de una fase nada fácil del campeonato y atar en corto encuentros como el de esta mañana resulta necesario y por momentos es hasta una obligación.

Disponibilidad

Deportivamente podrá Manix disponer de su once de gala con la presencia ya de los recuperados Rovirola y Ferrone, lo que sin duda supone un salto de calidad a la hora de disponer de mayores recursos tanto en defensa como en la zona ancha. Con unos o con otros, hoy ganar es una necesidad, aunque como recordó Manix, el rival se ha entonado estos últimos encuentros y pese a su condición de colista, está trazando una línea ascendente.

«Cada domingo hay una oportunidad para sumar, en casa lo estamos aprovechando y fuera no. Pero tendremos mucha dificultad porque aunque el Sanse sea el último, el rival lleva 10 puntos en los últimos partidos, de media de playoff y ha ganado sus dos últimos encuentros como local», reflexionó Mánix. «Con entrenador nuevo —Josico sustituyó a Manolo Cano— sus números son de ir para arriba y la dificultad será máxima, pero estamos preparados. Sabemos que si quieres conseguir los objetivos de estar arriba, en playoff, ganar la liga o subir... a largo plazo hay que pasar por cosas inmediatas y ganar o empatar y si se pierde que sea sin bajar los brazos. Pase lo que pase seguiremos con unos buenos números», reflexionó el entrenador del ATB. Con estas expectativas juega hoy el conjunto blanquiazul su partido. Un triunfo permitiría seguir viendo el horizonte limpio y continuar con ese mano a mano junto al Atlético. Hoy toca ganar.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.